Relieve para las andas del grupo escultórico de La Borriquita del municipio sevillano de Alcalá de Guadaíra. Representa el pasaje de la Resurrección de Cristo y figura en la trasera del canasto. La decoración escultórica de este paso se halla basada en episodios trascendentales de la vida de Jesús, recogidos en los evangelios.

La composición del relieve resulta original a la vez que anacrónica, ya que lo que recrea en realidad es el pasaje del Evangelio de San Marcos (Mc 16, 1-8) en el que tres de las Santas Mujeres, simbolizadas aquí en la figura de María Magdalena, después de dirigirse al sepulcro de Jesús para ungir su cadáver y comprobar aterradas que se encuentra vacío, reciben la visita celestial de un ángel que les anuncia la Resurrección del Maestro.

La presencia de Cristo Resucitado en esta pieza, por tanto, debe tomarse como un símbolo, como una materialización de las palabras del ángel en la mente de la santa. Se pone así en contacto la escena con el Noli me Tangere o aparición de Cristo a Santa María Magdalena, recogido en el Evangelio de San Juan (Jn 20, 17).

Este relieve en madera de cedro policromada, dorada y estofada, concebido con forma de cartela para figurar en el canasto, ha sido donado por un grupo de hermanos para el misterio que procesiona la Hermandad Sacramental y Cofradía de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Bondad en su Entrada Triunfal en Jerusalén, Nuestra Señora de la Oliva y San Agustín de Hipona, y ha sido estrenado en la estación de penitencia del Domingo de Ramos de 2015.


© Encarnación Hurtado Molina. Todos los Derechos Reservados.